¡Hola, todos los gatos y gatitos geniales! El gato está oficialmente fuera de la bolsa. Rey Tigre estrella de fuga convertidaBailando con las estrellas La concursante Carole Baskin no es ajena a los titulares en 2020, y reveló algo personal después de su tiempo en la competencia de telerrealidad.

Baskin es quizás mejor conocido por su «¿lo hizo o no lo hizo?» papel en el documental de Netflix, Tiger King: Asesinato, caos y locura. El documental estadounidense sobre crímenes reales sigue a un cuidador de zoológico llamado Joe Exotic y su interminable búsqueda para acabar con el peculiar activista de los derechos de los animales, Baskin. Pero la bola curva es que Exotic alegó que Baskin no solo es su archienemigo, sino también un asesino a sangre fría, que algunos creen que es responsable de la misteriosa desaparición de su ex difunto esposo. ¡Ay!

Si bien el mundo se quedó en casa y la distancia social, no tuvimos más remedio que sentarnos y dejar que el documental de Netflix capturara nuestras mentes mientras intentábamos desesperadamente averiguar si el amante de los gatos, el ciclismo, las flores. La mujer que llevaba corona era realmente capaz de una violencia tan indescriptible. Pero ahora está en los titulares por una razón muy diferente.

Entonces, ¿cuál es el gran secreto? ¡Sigue leyendo después del salto para descubrirlo!

Carole Baskin habló sobre ser bisexual

Durante una entrevista con Pink News publicado en octubre de 2020, la activista por los derechos de los animales Carole Baskin hizo una revelación sorprendente. Admitió que se siente atraída sexualmente tanto por hombres como por mujeres. «Siempre me he considerado bisexual. Aunque nunca he tenido una esposa, podría tener una esposa como esposo con la misma facilidad», explicó Baskin.

Mientras crecía, creía que «probablemente nació en el cuerpo equivocado». Baskin explicó: «Siempre fui muy masculino en las cosas que hacía … Nunca tuve instintos maternales ni nada, ya sabes, nunca jugué con muñecas. Y por eso siempre pensé que había algo ahí fuera, que No pude poner mi dedo en el dedo «. Esa cosa en la que ella no podía identificar terminó siendo su sexualidad.

No fue hasta varios años después, en la década de 1980, cuando el entonces prometido de Baskin se desempeñó como psicólogo de la comunidad LGBTQ +, que finalmente se dio cuenta de que tenía «sentimientos iguales» por mujeres y hombres. Pero hoy en día, no le da mucha importancia a la identidad de género ni a la orientación sexual. «En cuanto a lo que siento por nosotros, creo que todos somos uno y simplemente no nos veo como de diferentes géneros o de diferentes colores ni nada», dijo Baskin al medio británico.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here